viernes, 20 de abril de 2012

Orígenes y evolución del violín

El primer instrumento de cuerda del que tenemos constancia es el arco musical.
El arco musical derivó del arco de caza.
El sonido se producía al percutir la cuerda con una espiga de madera. Incluso hoy en día podemos ver arcos musicales en algunos pueblos centroafricanos.
El arco musical evoluciona al acoplarle una caja de resonancia. En este caso, se introducía en la boca del instrumentista uno de los extremos de la vara que, al vibrar, movía el aire contenido en la boca, hacía resonar los huesos de ésta y aumentaba la sonoridad del instrumento.
La próxima forma que nos encontramos introduce ya una pieza fija que hace de caja de resonancia.



























El primer instrumento de cuerda “frotada” aparece en Asia, unos 3000 a 5000 años A.C.
El Ravanastrón era un instrumento formado por un tubo hueco de bambú, con una de sus aberturas cubierta por un trozo de piel de serpiente que sujetaba una cuña de madera sobre la que se apoyan dos cuerdas que discurren por un mango de bambú, y se anudan en dos piezas móviles que regulan la tensión de las mismas. Se tocaba con un arco de finas cerdas de seda.




El más claro antecedente del violín es el rebec, rebab, rabel o rabab.
El rabab poseía una (utilizado para acompañar narraciones), dos (utilizado para acompañar canto) o incluso tres cuerdas. No tenía trastes que facilitaran la afinación de la mano. El arco era muy corto y sencillo. 

 



















En España, sin dejar de utilizarse el rabel, comienza a utilizarse también la lira a partir del siglo IX.

 


Una evolución muy importante de la lira se denominó en nuestro país vihuela o vihuela de arco.
La diferencia con respecto a la lira es que la tapa superior e inferior del instrumento están en paralelo, como si de una guitarra se tratara.
Este aumento del volumen de la caja del instrumento amplificó su sonido. Pero cuando el instrumentista tenía intención de hacerlo sonar sólo sobre las cuerdas grave o aguda el arco rozaba los lados de la caja, por lo que se adelgazó la caja en el centro, al estilo de una cintura, para que pudiese pasar el arco por los lados.








En el Renacimiento aparecen dos familias instrumentales precursoras del nacimiento del violín. Se trata de la familia de las violas y las liras.



Las violas da gamba aparecen a finales del siglo XV con formas variadas. Se tocan sujetando el instrumento entre las piernas, como un violoncello. Gamba, en italiano significa pierna.

La viola de amor es una de las más importantes variedades de la familia.



La viola da braccio es más pequeña, se sujeta a la altura del hombro, sobre el pecho.


La viola da spalla era otra designación italiana para la viola da braccio, cuando por su gran volumen se apoyaba sobre el hombro, afianzándola con una correa cruzada sobre el pecho.


La fecha exacta de la construcción del primer instrumento denominado “violín” se desconoce. Sin embargo, podemos hacer una aproximación orientativa que se sitúa en torno a las primeras décadas del siglo XVI.

El violín fue el instrumento Barroco por excelencia. Sin embargo, tenía también sus detractores que preferían el sonido de las violas antiguas, de timbre más dulce y nasal.

El violín se extiende rápidamente por toda Europa salvo por algunos países como Francia y Reino Unido, donde continúan en un principio usándose las violas.

De los primeros treinta años de vida del violín no se conserva ningún instrumento. Los violines más antiguos que poseemos están fechados a partir de mediados del siglo XVI.



Es en el siglo XIX cuando la mayoría de los instrumentos antiguos sufren algunos cambios en su forma provocados por los avances y exigencias de la técnica que es totalmente revolucionada por las proezas de Paganini. Estos cambios proporcionaron una mayor sonoridad al instrumento. A partir de finales del siglo XVIII los compositores escriben de forma más complicada, y el violín es enfrentado a orquestas cada vez más grandes.





Se alarga y eleva el diapasón; el mástil también se alarga y en lugar de quedar en línea recta con la caja de resonancia desciende ligeramente para así dar a las cuerdas la elevación precisa que obliga a poner puentes más altos. Para que la tapa armónica soporte esa mayor presión producida por la mayor altura y tensión de las cuerdas se hace necesario reforzarla.



Éstas son las modificaciones que, aunque los violines son los mismos, determinan el concepto de “violín moderno” y “violín antiguo” o “Barroco”. 


Enlaces interesantes 

Vídeo en inglés explicando las diferencias entre el violín barroco y moderno


Segundo movimiento del Concierto para dos violines de Bach:





 
 

 

 



 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada